Mostrando el único resultado

Las resinas aniónicas se dividen en dos: de base fuerte y de base débil. Las de base fuerte derivan su funcionalidad de los sitios de intercambio de amonio cuartenario mientras que las de base débil contienen el grupo funcional de poliamina que actúa como adsorbedor de ácido, eliminando ácidos fuertes.