Las resinas de intercambio iónico son polímeros que son capaces de intercambiar iones (cationes o aniones) particulares dentro del polímero con iones en una solución que se pasa a través de ellos. Las resinas sintéticas se usan principalmente para purificar agua, pero también para varias otras aplicaciones, incluida la separación de algunos elementos.